Juegos y/o Educación

¡¡ATENCIÓN!! El Blog se ha cambiado de dirección. Ahora está en http://nosolomates.es
Puedes ver este post, mejorado y con más comentarios

aquí.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
– Pero estamos muy ocupados con las prácticas y ejercicios -dije-. ¿Tenemos tiempo de jugar con la niña como has prometido?
– ¿Qué es un juego sino un ejercicio vestido con ropas más coloristas? -dijo Dojo-.

Este diálogo pertenece a “La Era del Diamante. Manual Ilustrado para Jovencitas” de Neal Stephenson. No lo voy a recomendar todavía porque no lo he acabado (aunque Neal es una garantía), pero esa frase me ha recordado la página de juegos de NoSoloMates, que seguro ya conocéis. Si no es así, este es un buen momento para hacerlo y jugar a alguno de los disponibles. Ya sabéis, seguro que aprendéis algo.

En cuanto al tema para los comentarios, lo dejo aquí planteado: ¿Se puede enseñar jugando? ¿Se debe enseñar jugando? ¿Alguna vez lo habéis hecho? ¿Alguna vez habéis aprendido jugando? ¿Cuáles fueron los resultados? Podéis hacer una breve exposición de los juegos que planteáis en clase como actividad.

11 respuestas a Juegos y/o Educación

  1. […] esta ocasión quiero aludir a uno de los apartados de dicho blog “JUEGOS Y/O EDUCACIÓN”, podemos acceder juegos matemáticos online. Quizás dicho así no os interese o apetezca jugar a […]

  2. Fernando dice:

    Cuando vi este post pensé en contestar inmediatamente, pero preferí pensarme mi respuesta. Lo que significa que al final no contesto… Pero bueno, aquí estoy. Reconozco que, cuanto más avanzado el nivel educativo, más difícil la introducción del juego. O mejor dicho, más hay que trabajar para encontrar un juego que se ajuste. Ocurre, está analizado, que se empieza a aprender matemáticas jugando, encajando piezas, contando, colocando, construyendo, y es una de las cosas que más gustan a los niños: la actitud es muy positiva hacia las matemáticas. Pero de repente todo se oscurece, la actitud cae… Aparece la pizarra llena de números, las operaciones sin razón de ser, los problemas que no son los del alumno… Se deja de jugar para hacer matemáticas “serias”, y la asignatura cae en el ranking… La pregunta (porque respuestas no tengo aún) es por qué se deja de jugar. Por qué si, al jugar, el aprendizaje es mayor y engancha más, no se sigue jugando. Y no nos engañemos, los adultos también jugamos, y nos movemos por intereses y apetencias, como cualquier alumno… ¿Es que no puede ser serio jugar?
    dichas estas preguntas, asumo mi culpe: juego poco en clase, me ciega el temario, el (poco) tiempo pegado al culo, la (a veces) falta de ganas de preparar cosas nuevas que igual ni funcionan… Pero no me rindo, tengo ya alguna cosa “en marcha”. Siempre he envidiado a esos profesores que no decaen, que juegan y consiguen llevar se de calle a alumnos sin dejarse la asignatura atrás…
    En fin… Hay que seguir dándole vueltas. Cuando tenga más que contar o más avanzadas las cosas, volveré a esta entrada…
    Por cierto, me encantaría ver qué hace otra gente… Igual se podría plantear un sub – CIO de matemáticas… Son terribles las entradas en las que uno pregunta y nadie responde, ¿verdad, da-beat?
    ¡Un saludo!

  3. da-beat dice:

    Jaja, terribles, sí. Ando estos días “desconexionado” (ver la diferencia con “desconectado”) y eso me ha impedido contestar en el 2º CIO (lo siento) y a otros mensajes de otros blogs, incluso de este. Ventajas del tiempo sin conexión: He tenido tiempo para el script de los lenguajes de ficción y otras cosas “analógicas”.

    En cuanto al post, cuento un poco mi experiencia. Es difícil jugar en clase, más difícil a medida que el curso es más alto, pero eso no es problema porque precisamente hay que seguir ese proceso: Ir jugando cada vez menos y hacer “cosas serias” cada vez más. Es lógico que un niño de 3 años lo aprenda todo jugando, pero no podemos hacer eso con uno de 18. Quizá el problema que dice Fernando es que este proceso no se hace paulatinamente, sino de sopetón y eso puede ser lo que desmotiva a los alumnos.

    Yo intento jugar en clase (cuando el temario no lo impide), pero lo hago mucho más en 1º-2º de ESO que en 3º-4º. En Bachillerato solo lo hago en ocasiones contadas. Como estoy empezando, se podría decir que estoy en la fase de “experimentación”. (pruebo cosas y analizo resultados, pregunto a otros profesores, etc). Algunos de los juegos que me han dado buenos resultados… Incluir en el tema de álgebra el truco de magia de pensar un número, hacer operaciones sobre él y, con el resultado, adivinarlo. Llamando x al número y haciendo el proceso con lenguaje algebráico, se descubre el truco.

    Otro para los primeros días de clase es el de llegar a 100 sumando números entre 1 y 10. Se juega en parejas y el que llega a 100 gana. Suelo hacer parejas y los pongo a jugar. Los ganadores juegan entre sí y los demás entre ellos, etc, de modo que al final todos jueguen varias veces. Este me sirve para conocer qué alumnos son más “espabilados”, porque enseguida empiezan a “ver” el truco. Muchos se dan cuenta rápidamente de que gana quien llega a 89, pero pocos siguen tirando del hilo sin ayuda.

    Algunas veces les hago algún truco superior a su nivel y les digo que hace falta estudiar más matemáticas para saber hacerlo. Puede que sea chantaje emocional, pero es por una buena causa.

    Y nada, espero que alguien más deje sus aportes. Lo del sub-CIO no me parece mala idea. Como os digo, estoy en la fase de “experimentación”. Cualquier cosa nueva se agradecerá, y seguro que no soy el único.

    Saludos.

  4. Es un libro que me encantó.
    Respecto a tus preguntas:
    ¿Se puede enseñar jugando? Si, sobre todo conductas y actitudes. Aunque también historia, literatura, física y ¡matemáticas!
    ¿Se debe enseñar jugando? Pues no sé, no siempre se puede supongo. Aunque creo que enfocas tu pregunta más a primaria y secundaria, pues no me imagino en clase de ampliación de matemáticas al profesor proponiendo un juego con la transformada de Laplace… aunque si se lo currara un poco😉. Sinceramente, tampoco creo que los niños-muchachos deban llevarse la impresión de que todo es un juego en la vida. Parte y parte. Y mucho trabajo del maestro.
    ¿Alguna vez lo habéis hecho? Si, pero en la parte de modelos de conducta, de enseñanza de valores y demás. En mi tiempo libre acompaño a un grupo de niños de barriadas marginales a través de una ONG.
    ¿Alguna vez habéis aprendido jugando? Pues sin ir muy lejos en un taller de asertividad. Como resultado me motivó a investigar más en el tema y a practicar.
    Ya digo que mi experiencia no es acerca de enseñar de manera “formal” y con unos contenidos, así que no te puedo ayudar mucho. Pero los juegos de rol son muy socorridos, y dinámicas de descubrir el mundo… no puedo ayudarte.

    Aprovecho para saludarte y animarte con tu labor. Un beso.

  5. da-beat dice:

    Ya me queda poco para terminar el libro. Me falta conocer el final pero, por estilo narrativo, historia y demás, me parece un libro muy recomendable, como todos los de Neal (¡qué imaginación, capacidad y conocimientos los de este hombre!) Le dedicaré algún post.

    Sophie, coincido contigo en tus respuestas. Evidentemente, los juegos van un poco unidos a la edad: Es muy fácil aprender geometría con juegos, pero no tanto aprender integrales. Por otra parte, los alumnos también tienen que saber que en la vida no todo es un juego. Por eso hay que ir desplazando los juegos paulatinamente. No se trata de estar jugando siempre, pero tampoco se debería no jugar nunca. Se trata de encontrar un “equilibrio” en la balanza, “equilibrio” que cada vez estará más inclinado al lado de la parte seria.

    Muchas gracias por tus comentarios, no creas que no sirven de ayuda.

  6. Fernando dice:

    Mmmmm…
    diré que no estoy de acuerdo con lo del abandono paulatino del juego con la edad, y lo de oponer juego y “parte seria”. Ahora bien, soy un farsante sin autoridad para decir esto, porque juego poco en mis clases de primero de carrera… ¿Por qué lo digo entonces? Porque, aprendiendo idiomas, he jugado a lo que se llama “role play”, y tenía mis años. Y habría que definir qué es jugar, claro… ¿Plantear una demostración gráfica de algo y animar a detectar un error no es jugar? ¿Buscar dónde falla una demostración no podría ser jugar? ¿definir cosas “de forma errónea” para confundir (bueno, para dar sentido a la definición buena, y de paso hacer ver que esto de las matemáticas no tiene que ver con las tablas de la ley de Moisés) no es jugar? Pues no sé… Pero reconozco que a ratos, se le puede acercar, aunque no a todos los alumnos llega por igual, ckaro… Pero sospecho que es la misma razón por la que algunos prefieren un crucigrama a un sudoku, sin que ambos dejen de ser juegos… En fin, que a los adultos también nos gusta jugar, y con el juego podemos asimilar muchas cosas… Da-beat, apuntabas la magia, que en matemáticas da, nunca mejor dicho, mucho juego. Y ahí interviene a veces la topología, o teoremas curiosos de matemática avanzada…
    Resumiendo, que me enrollo: creo que se puede jugar en matemáticas, y no necesariamente con niños, y no necesariamente como actividad para “descongestionar” después de lo serio. Pero lleva mucho mucho trabajo. Si se trabajase en equipo, si se compartiesen resultados, errores y aciertos… se repartiría la carga, ¿no? Una comunidad como esta que se va formando en corrillos en torno a tu blog, da-beat, y otros similares, ayuda mucho…
    ¡Un saludo!

  7. Viasil dice:

    A mi lo que me da miedo de “jugar”, es que se pierda el objetivo de aprender y todo quede en un nivel un poco superficial.

    Un compañero me contó lo que le pasó después de jugar: era una clase de física y trataba sobre los errores en las mediciones. Estuvieron casi toda la clase práctica jugando a ver quein podía, con un conómetro, pararlo lo más cercano a 3 segundos. Se lo pasaron pipa haciendo competencias, aplaudiendo al que conseguía pararlo casi en 3 segundos….
    A la clase siguiente, cuando tuvieron que responder preguntas relacionadas con la medición con errores, nadie sabía que hacer. ¡Es que habían estado jugando, no aprendiendo!

    Me da la impresión de que el juego enseña por repetición. Al menos me parece que así es en los niños pequeños.
    Una forma más “rápida” de aprendizaje, que no andar repitiendo miles de veces hasta que te queda, es la reflexión. Por eso me parece que, a medida que nos hacemos grandes y empezamos a tener esa herramienta a nuestro alcance, es la que conviene fomentar. Pero la reflexión implica trabajo en solitario. Hacerse preguntas y buscar, como sea, las respuestas. No digo que haya que sufrir, pero no saber que hacer desconcierta y produce un poco de angustia, pero es, desde mi punto de vista, inevitable. El juego es por naturaleza placentero, si no, ya no se percibe como tal.
    Si en un partido de fútbol, pero de potrero, no profesional, si alguno se enoja porque hicieron mal un pase, o se poner nervioso porque la defensa está dormida, uno no tiene la sensación de que está jugando, sino que se lo está tomando “en serio”.
    A veces tengo esa sensación con lo de jugar con la matemática…

    ¿La insoportable levedad del jugar?

    Bueno, capaz mañana piense todo lo contario😛
    pero no está mal pendular hasta darle forma a una opinión, ¿no?

    saludos
    silviq

  8. Fernando dice:

    No sé… No estoy del todfo de acuerdo (una vez más). Pero creo que, mejor que seguir con una discusión que puede acabar siendo bizantina, conviene definir “juego” y “aprender jugando”. Lo pienso, y vuelvo por aquí, espero que en breve…

  9. da-beat dice:

    Fernando, tienes razón en lo de definir “juego”, creo que ahí están nuestras diferencias. Y es que quizá es la palabra la que cambia de significado con la edad. Me explico: hemos dicho que no es fácil aprender integrales con juegos, a lo que has respondido hablando de topología. Claro que hay muchos juegos de topología, y de otras ramas de matemática avanzada (sobre todo “juegos de lógica”, como en el Concurso) y ahí es donde entra lo respondido por Viasil: Los “juegos de niños” no son del mismo tipo que los “juegos de adultos”, por llamarles de alguna manera. Jugar a parar un cronómetro no me parece un juego con el que puedas aprender a los 18 años, pero sí podría hacerse a los 5 (habilidades y percepción, por ejemplo). Los “juegos” para mayores deben ser (en su mayoría, al menos), juegos de reflexionar, de pensar. Los puentes de Königsberg me parece un buen ejemplo. Está claro que, a medida que crecemos y tenemos más conocimientos y capacidades, crecen también nuestras posibilidades, y no debemos pasarlas por alto.
    Una frase que me encantó de Stephen King es “Hay cosas que haces a los 11 años y no puedes volver a hacer jamás”, de “IT”. De la misma forma, creo que hay cosas que no puedes hacer a los 11 años, pero sí puedes hacer después. Quizá lo que nos pierde sea la compatibilidad entre “juego” y “cosas serias”.

    Seguiré pensando. Saludos.

  10. Fernando dice:

    Creo que has dado en la clave con este último comentario, da-beat. El juego cambia con los años, y no jugamos a lo mismo con dos años que con diez o que con trece. Tampoco, claro, con veinte, treinta… Pero jugamos. El caso de los puentes de Konisberg es un ejemplo de juego adulto, que llevó a toda una rama dentro de las matemáticas… Hay más ejemplos, que también tú mencionas: hacer trucos de magia, y después explicar el truco, contiene matemáticas, y puede servir para que muchas cosas se queden mejor que con la clásica (o antigua) clase magistral. Todo es encontrar lo que podemos considerar juego para cada edad… Y claro que no todo es juego, pero lo cierto es que lo que nos divierte nos gusta más, se nos queda mejor, y nos genera ganas de repetir, ¿no? Otra cosa es confundir la gama de edad para la que se planifica un juego, y no explicar nada ni ir más allá… Todo se queda en nada entonces… En resumen, creo que no decimos cosas diferentes… Pero que bueno darle vueltas a esto en compañía de otros, ¿no?
    ¡Un saludo!

  11. […] Juegos y/o Educación « El BLOG DE NOSOLOMATES […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: